Alcalá de Henares, martes, 19 de septiembre de 2017

La Calle Mayor

Valora este artículo
(0 votos)

La Calle Mayor, que nace en una de las esquinas de la Plaza Cervantes, antiguamente conocida como Plaza del Mercado, y muere en la Plaza de los Santos Niños, emplazamiento de la Iglesia Magistral, ha sido, desde sus orígenes, uno de los ejes más importantes de la ciudad de Alcalá de Henares.

Surgida en el siglo XII como arteria central sobre la ruta de Francia del antiguo barrio judío, conserva en la actualidad su carácter de calle principal del comercio alcalaíno.

En aquellos primeros tiempos se abrían a ella numerosos "adarves" o callejas sin salida terminadas en patios o corrales de vecindad, cuyos accesos eran cerrados al caer la noche. De éstos sólo unos pocos han sobrevivido hasta nuestros días.
Las viviendas, originariamente, no tenían fachada directa sobre la calle. Así, en los pisos superiores existía una galería cubierta, de la misma anchura que la acera y los soportales, que prácticamente constituía un paseo elevado en el que la comunidad judía desarrollaba su vida cotidiana con total autonomía. Esta galería superior sería tapiada a partir de la expulsión de los judíos en 1492.

Sí conserva la calle Mayor, por otro lado, una peculiaridad motivada por su origen hebreo; las puertas de entrada de las viviendas no se encuentran una frente a la otra, ya que para este pueblo la vida familiar debía salvaguardarse de las miradas ajenas y pertenecía al ámbito más privado.

Con una longitud cercana a los 400 metros y una anchura central de 8 metros, está considerada como la vía porticada más larga de Europa.
Al principio, las casas que a ambos lados la limitan estaban sustentadas en postes de madera o "pies derechos". Éstos serían sustituidos, en la época del arzobispo Tenorio, en el siglo XIV, por columnas.

Posteriormente, ya en 1848, en desarrollo de un Plan de Urbanismo, la mayor parte de dichas columnas fue sustituida por pilares regulares de piedra. En dicho plan también se reguló la anchura de la calle, las dimensiones de los soportales y la altura media de sus casas. De éstas sólo sobrevivieron las que se adaptaban a la nueva normativa.
Actualmente, debido al deterioro ocasionado por el paso de los años y el intenso tráfico soportado, y a los diferentes añadidos sufridos, se ha acometido una muy completa restauración con el fin de que recuperar su antiguo aspecto y funcionalidad.


Imprimir
 

Video Portal Local APP

Portal Local APP
Portal Local APP disponible en App Store
Portal Local APP disponible en Google Play